• Objetivo: Lograr que los peruanos optemos por una Sociedad de Libre Mercado​
  • Miércoles 24 de Abril 2019
  • Lima - Perú
MENÚ
OPINIONES < regresar

Elmer  Cuba

"Si la turbulencia no se resuelve, afectará al 2019"

Por: Elmer Cuba

Lima-Perú, 15/10/2018 a las 11:10am. Por Elmer Cuba

Entrevista a Elmer Cuba, Economista
Por: Mariella Balbi
Perú21, 14 de octubre de 2018

Economista sostiene que forma parte del paisaje nacional que se cobre 10% por obras. “Las actividades ilícitas se expanden en estados débiles”, señala.

Nos remarca que habla como economista, no como socio de la consultora Macroconsult, tampoco como director del BCRP . Si la turbulencia política continúa, como parece, la inversión privada se contraerá para 2019. Intervenir la Fiscalía sería una mala señal.

¿El desbarajuste político que vivimos afecta a la economía?
Las variables del corto plazo: la bolsa, el factor riesgo país y el precio del dólar no se han afectado. En general, los mercados han aprendido del Perú, desde hace un buen tiempo. Cuando se pidió la primera vacancia de PPK, cuando renunció, no se afectaron esas variables. En otros países se hubieran movido. Ese es el paisaje del Perú.

Estamos en un paisaje alterado, ¿nada se ha perturbado?
Sí, se afectan otras variables que, en verdad, son mucho más importantes, que son las decisiones de invertir. Si ves un Gobierno dedicado a un tema político puramente, y descuidando la parte regulatoria, de infraestructura que también le corresponde hacer, muchos directorios de empresas están pensando: “Oye, en verdad, este país que hasta hace poco era muy seguro puede que no lo sea tanto”, y comienza a aumentar la percepción de riesgo en cada industria, sea esta eléctrica, de hidrocarburos, etc. Entonces empieza a disminuir la inversión. Probablemente están revisando sus planes de compra de 2019, no traer la máquina que pensaban importar. Los efectos se ven en la tasa de crecimiento potencial. En lugar de crecer 5%, 6% al año durante 10 años, crece 4% al año durante 10 años. No es poco, es la diferencia entre el día y la noche.

Creceremos menos del 4% este año.
Proyectamos un crecimiento de 3.9%, 3.8% en el peor de los casos para 2018, se ha revisado a la baja porque preveíamos 4.2%. No es una disminución colosal. La economía venía muy fuerte y en el último trimestre cayó a 2.5%. ¿Qué pasó? Confluyeron varios temas. Una caída importante del cobre, ahora el Perú es doblemente dependiente de ese precio que hace cuatro años porque producía el doble de cobre que ahora. Si antes era importante, imagine ahora que producimos la mitad. También el petróleo que importamos subió y la inversión pública que venía bien ha comenzado a trastabillar. Por si fuera poco, hubo mala producción minera. Tienes los dos primeros trimestres altos y un tercero bajo. Todos esperamos que el cuarto sea mejor que el tercero.

¿Pese al estruendo político?
El ruido político viene desde julio y antes lo hubo con PPK. Si la turbulencia no se resuelve, afectará al 2019, es lo que está en riesgo. La víctima de la turbulencia política se llama inversión privada. Sobre todo las no mineras, felizmente las mineras vienen fuerte y tenemos un megaproyecto como Quellaveco. Esto no es un juego de ajedrez con dos participantes, son damas chinas porque los jugadores son el Gobierno, la oposición y el Poder Judicial. Es un triángulo amoroso (ríe) con múltiples juegos y equilibrios.

¿Cómo será el frente externo en 2019?
Fruto de la guerra comercial entre EE.UU. y China, se espera un menor crecimiento de China. Y por el paquete fiscal de Trump, se espera un menor crecimiento de EE.UU. Eso afecta a las economías emergentes. Afortunadamente, Perú está equipado para esto y tiene cómo responder.

¿Se arregla la turbulencia política?
En la historia republicana, el país siempre ha salido adelante. Las expectativas empresariales se mantienen y la aprobación presidencial está a tope hasta ahora. Además, Perú es muy fuerte. La región crecerá 1%; en 2019, 2%. Cuán fuerte seremos que con todo lo que vivimos crecemos al 4%. Nuestra fortaleza es que lo hicimos bien hace 25 años, fortaleza monetaria y fiscal. Podría ser mejor, claro que sí.

Los ministerios han gastado en promedio solo el 36% de su presupuesto, la inversión pública cayó en 15.2%. ¿Es porque el Ejecutivo está detenido en el tema político?
La Línea 2 del Metro está parada, hay cosas puntuales que explican esa caída. Y la ejecución del gasto está lenta. El gasto en los gobiernos regionales y municipales se viene fuerte. El gobierno central es el que tiene que mejorar. La inversión pública retrocedió en el tercer trimestre 15.2%, pero el acumulado tiene un avance del 13.4% respecto al año anterior.

¿Hay inestabilidad política?
Hay turbulencia política, viene desde julio. Hay una sensación de parálisis de las políticas públicas, no se puede negar. Pero podría no haber turbulencia y estar igual de mal. Estamos mal desde 2014, desde ahí Perú perdió el rumbo. Tenemos un Estado con políticas públicas mal diseñadas, mal diagnosticadas.

¿La reconstrucción del norte está parada?
La verdad nunca esperé nada. Pensamos que en 2020 se iba a reconstruir. En el caso de Pisco, el hospital se demoró seis años en comenzar a funcionar. En el ínterin había carpas. Hicimos un estimado de que con la nueva ley que dio el gobierno de PPK, la reconstrucción podría funcionar al doble de velocidad y así la reconstrucción acortarse a tres años. Solamente los ilusos pueden pensar que arrancará antes del 2020.

¿En qué está el Gobierno?
Haciendo los estudios, la obra pública dura debería comenzar en 2020.

¿Le está mintiendo al país diciendo que avanza?
Seguramente. En el mejor de los casos, será en 2020.

Pero se agilizó el proceso, se cambió el SNIP.
No se puede construir al día siguiente que se cayó. Hay que valorizar cuánto se perdió, contratar a una empresa de ingenieros que haga una propuesta de expediente técnico. Una vez que se tenga, en seis meses, y si no hay contratiempos, se saca a concurso para ver quién construye.

Se suponía que los expedientes técnicos estaban en proceso.
No están listos, no han terminado.

¿Es una responsabilidad de este gobierno?
Sin duda. Bueno, luego viene el concurso para ver quién hace el proyecto. En el ínterin hubo dos jefes de la Reconstrucción con Cambios. Encima en enero entran nuevas autoridades, muchas sin experiencia de gobierno. Muchos dirán, no quiero esta obra sino otra, o que la quieren de otra manera.

Habrá una parálisis mayor.
Y hay nuevos ministros. Cada vez que hay cambio de autoridades, cae la inversión pública. Esperemos que no caiga tanto.

Si no tienen experiencia de gobierno.
El MEF lo sabe y, sabiamente, pondrá plata en la mesa desde enero para moderar la caída. No lo puede evitar. No esperará hasta que las autoridades se instalen y darles la plata hacia julio. Adelantará los plazos normales para que la rueda no se pare. Es una buena idea entre tantas cosas negativas. En EE.UU., que padece desastres naturales, hay una entidad, FEMA, su defensa civil, que tiene contratos con empresas especialistas en desastres. Al día siguiente del huracán, la empresa entra y mide los daños. En pocas semanas tiene los cálculos de las pérdidas. Se concursa rápido, vía fast track, y se comienza a reconstruir.

Eso no existe en el Perú.
No. Falta una norma que permita contratar a alguien desde cero y que venga. No tenemos contratado a nadie, ni siquiera sabemos. Alumnos de la UNI hicieron el levantamiento de daños y por poca plata. No sabemos cuán exactos serán. Una empresa grande, importante, no se va a mandar a reconstruir el norte sin su evaluación propia.

Es una mala gestión.
Por supuesto que es mala.

¿A qué se dedican los ministerios competentes mientras la anemia infantil crece de 43% a 46%, una cifra escalofriante?
Ese es un fracaso del Estado peruano, del gobierno de Humala y del actual. Antes de esas dos gestiones se bajó. Es la estructura del Estado que está en problemas. Hasta ahora este gobierno está haciendo muy poco por reducir la anemia infantil. En el sector Salud no se ve ningún cambio o punto de inflexión. El trabajo formal ha subido a 4%; claro, no es lo ideal, pero nuestro PBI es la mitad del de Chile. Se crearon 150 mil nuevos empleos, 50 mil están en la agroexportación. A pesar de ello, Perú no está en crisis. Colombia crecerá 2%, Ecuador 1%, Brasil 0%.

¿La construcción ha caído?
Sí. Se esperaba una construcción más rápida, que por lo menos fuera al doble del PBI, que crezca al 8%. Pero efectivamente está parada. El último trimestre es malo, es como para olvidarlo, un crecimiento de 2.5% es malo. Todos esperamos que mejore.

¿Las últimas medidas tributarias serán eficaces?
Buscan frenar la evasión y la elusión, pero no son lo que uno buscaría. Se requiere más, gran parte de las empresas tienen doble contabilidad, pero ahí no se está trabajando mucho.

¿Qué pasaría con la economía peruana si se cierra el Congreso?
No lo tenemos previsto. Es un escenario de extremos, está en la cola de la distribución. Nuestro escenario central es el de un Gobierno débil con un Congreso fuerte. Con esa relación, las políticas públicas sufren. Gran parte de su energía está en subir su aprobación, no es un buen pronóstico impulsar políticas públicas.

¿El referéndum convocado transmite estabilidad o nada?
Es algo positivo porque la gente podrá participar en el tema anticorrupción.

¿La bicameralidad, la no reelección es anticorrupción?
La del Consejo de la Magistratura en realidad. El referéndum es un simbolismo para el público.

¿Es un gobierno plebiscitario?
Sin duda. El presidente gobierna en una democracia representativa. Representa a la mayoría de la nación. Ejemplo, si una huelga paraliza una minera, él debería decir salgan de ahí porque la minería favorece a la mayoría de los peruanos. Pero él no está representando a la gran mayoría. Actúa de manera plebiscitaria. Va a un lugar y pregunta por lo que quiere la mayoría. Gobernar no es ser un árbitro. No es un alcalde que es un componedor en su jurisdicción. El presidente es un ejecutor, representa a la mayoría.

¿Una declaratoria de emergencia en la Fiscalía pone en cuestión la seguridad jurídica?
No le responderé como Macroconsult. Acá somos diez socios y los diez pensamos diferente y la compañía no piensa. En mi opinión, no hay ninguna evidencia de que la Fiscalía esté en el nivel de declararla en emergencia. No hemos llegado a ese punto. Con fiscales fuera de la ley, enemigos del desarrollo, ahí sí hay un espacio.

¿La prisión de Keiko Fujimori es un exceso?
Con la misma argumentación, todos los ex candidatos deberían estar en prisión. No sabemos si tienen oficios conocidos. Un mal fiscal y un mal juez se pueden tumbar el Estado democrático.

¿La ley de organización criminal es extrema para un partido político?
Para un partido político, sí. Quizá se pueda aplicar a un movimiento en Madre de Dios donde hay oro ilegal, las empresas están ahí y todos saben si tienen un candidato. La ley, el instrumento no es malo per se. Pero no es aplicable a partidos políticos nacionales. Igual con el narcotráfico, puede infiltrar partidos, pero no tiene a toda la estructura partidaria. Los fiscales han caído en su propia trampa. Han usado el camino del delito de organización criminal para ganar más tiempo en los procesos de lavado de activos. Entonces tienen que armar un cuento así, la denuncia debe ir por el camino de organización criminal.

¿Usted trabajó con Fuerza Popular?
Mi participación fue por un mes en la segunda vuelta, no he participado en el plan económico. Me invitaron y acepté con mucho gusto. Hace dos años que retorné a mi actividad privada. Me parece una exageración la prisión de Keiko Fujimori, pensaría lo mismo si le ocurriera a Verónika Mendoza o Alfredo Barnechea. No puedes tener al sistema político ‘hackeado’ por el comportamiento de un fiscal o de un juez. Si eso continúa, sí estaría a favor de intervenir la Fiscalía, no por Chávarry sino por esas decisiones extremas.

El Apra está investigado por organización criminal.
Imagine, en lugar de buscar a los verdaderos pillos. Se ve un extremismo contra el rival, una barra brava.

Como economista, ¿qué impresión le da el caso Lava Jato que incluye a Toledo, Villarán, Kuczynski y otros?
Odebrecht es una empresa brasileña corrupta a la que el Estado y las empresas privadas no le dijeron no. Por qué Odebrecht no entró a Chile, teniendo mucha obra pública. Igual el narcotráfico. Las actividades ilícitas se expanden en estados débiles. El esquema corrupto de Odebrecht se ha replicado en los gobiernos regionales y locales. Forma parte del paisaje nacional que se cobre 10% por obras.

DATOS

- Elmer Cuba Bustinza estudió Economía en la Universidad Católica. Tiene una maestría en Economía en la Pontificia Universidad Católica de Chile.

- Tiene una amplia trayectoria en macroeconomía, desarrollo económico y políticas públicas. Ha sido consultor de organismos multilaterales, alto funcionario en organismos reguladores. 

- Actualmente, es director del Banco Central de Reserva del Perú (BCRP).

Palabras Clave

Ver más artículos
Comentarios