• Objetivo: Lograr que los peruanos optemos por una Sociedad de Libre Mercado​
  • Miércoles 13 de Noviembre 2019
  • Lima - Perú
MENÚ
Social < regresar

Lima-Perú, 19/07/2019 a las 08:07am. por Lampadia

El Espíritu Olímpico

El regalo de los Panamericanos

El Espíritu Olímpico o para el caso, de los Panamericanos, debe estar por encima de nuestras diferencias.

Cada cuatro años, los Juegos Olímpicos son seguramente los momentos más sublimes de la humanidad. En ellos se olvidan las diferencias, las ofensas y las agresiones. Es el paréntesis de vida más exultante en el que solo se lucen nuestras mejores virtudes, representadas en el espíritu olímpico.

En los últimos años se han multiplicado los conflictos, las diferencias y la angustia sobre el devenir de muchas naciones de la tierra. Pero en las olimpiadas, los problemas se guardan en cajoncitos (como los de Napoleón Bonaparte), cada uno en un cajón, esperando otro momento para verse. Es un lapso de entusiasmo, alegría y de la superación de todos nosotros. 

Los Juegos Olímpicos inspiran los mejores logros del deportivismo, así como momentos históricos que rompen con la adversidad. Son el centro de atención global durante dos semanas cada cuatro años.

Para los deportistas, este es un momento muy emocionante ya que es la culminación de dedicación y duro trabajo, además de grandes sacrificios personales, durante por lo menos cuatro años.  Pero los Juegos Olímpicos van más allá de eso, ya que no sólo atraen a los mejores atletas de cada país, sino que también unen a los espectadores y aficionados. El mundo entero observa y comparte el mismo evento, con el mismo espíritu.

Pues, los Panamericanos son una olimpiada en pequeño, y deben representar las mismas actitudes y sentimientos. Lo que, es más, como las próximas olimpiadas son en un año, las Panamericanos de Lima son un espacio de preparación para las olimpiadas de buena parte de atletas, especialmente de los estadounidenses.

¿Cómo nos encuentran los Panamericanos a los peruanos?

En medio de innumerables trifulcas:

  • La reforma política y su consiguiente amenaza de cierre del Congreso
  • La rebelión de las autoridades de Arequipa por el proyecto de Tía María
  • Las tomas del oleoducto norte
  • Las denuncias ampliadas sobre los actos de corrupción de Odebrecht
  • Allanamientos groseros que parecen cortinas de humo
  • La casación de Keiko Fujimori
  • La captura de Toledo en EEUU

Pues antes de los Panamericanos tendremos que ver como guardar todos estos problemas en sus cajoncitos, y regalarnos una tregua, para recibir a nuestros invitados en plena armonía.

Y esto tiene que empezar por el presidente de la República, Martín Vizcarra, quién debe invocar paz, serenidad y responsabilidad a todos los peruanos, especialmente a los más levantiscos.

Además, esperamos que los medios de comunicación, tan proclives a amasar escándalos y tragedias, asuman el ‘espíritu olímpico’ y promuevan un ambiente de distención.

Mostremos a nuestros invitados, atletas y visitantes en general, lo mejor de nuestro país y de nuestra cultura. ¡Adoptemos el ‘Espíritu Olímpico’! Son solo 41 días. Lampadia

Palabras Clave

Artículos Relacionados

Comentarios